El Plan Nacional de Acción de Eficiencia Energética 2017-2020

El Plan Nacional de Acción de Eficiencia Energética 2017-2020

Este plan responde a la exigencia del artículo 24.2 de la Directiva 2012/27/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 25 de octubre de 2012, relativa a la eficiencia energética, por el cual todos los Estados miembros de la Unión Europea la presentación de los mismos. El primero de ellos tendría que estar listo antes del 30 de abril de 2014 y después cada tres años. La ejecución de este primer plan está permitiendo alcanzar los objetivos de ahorro y eficiencia energética derivadas de la Directiva 2012/27/UE.

Posteriormente, la Unión Europea aprobó los planes nacionales para el objetivo UE 2030 y determinó que cada país miembro, ha de remitirle los informes anuales de progreso anteriores.

Los planes de acción nacionales de eficiencia energética (NEEAP) determinan el consumo de energía estimado, las medidas de eficiencia energética planificadas, las estrategias de renovación a largo plazo y las mejoras que los países individuales de la UE esperan alcanzar para alcanzar el objetivo de la UE 2020 del 20%. Para ello, la comisión proporcionó un documento de orientación (SWD (2013) 180) que establece una plantilla para los planes de acción nacionales de eficiencia energética.

Ahorrar energía se ha convertido en una necesidad imperiosa, y cada vez son más las personas conscientes de tal necesidad. Por ello, han decidido cambiar la manera tradicional de consumir energía, pasándose a las energías limpias y el autoconsumo es la elección responsable de buena parte de la población. Esto supone una auténtica revolución eléctrica aseguran en García Guirado y además, es la inversión mas rentable. Es la mejor forma de ahorrar y reducir la factura eléctrica, produciendo uno mismo su propia electricidad, y vendiendo la que le sobre. Antes de nada, en esta empresa realizan un estudio personalizado. Gracias a este sistema, es posible ver en tiempo real la energía producida y la ahorrada, así como la vertida a la red. Además, en la actualidad existen ayudas del gobierno para su instalación, así que es mejor aprovechar este momento, que después ya no habrá.

A continuación te ofrecemos algunos consejos para ahorrar energía en casa. No pierdas detalle, conseguirás gastar menos, y contribuirás a cuidar el planeta, que buena falta hace.

Algunos consejos para ahorrar energía en casa

A. Empezamos por el aire acondicionado y la calefacción, que es sin lugar a dudas de lo que más consume. Para ahorrar energía es necesario realizar las siguientes acciones:

1. Aislamiento: doble acristalamiento, hermetizar puertas y ventanas o aislar adecuadamente las paredes para reducir hasta un 60 % el consumo de energía.

2. Termostatos y temporizadores para la calefacción: la vivienda a ha de esta a una temperatura de unos 20º C, a partir de ahí el gasto se dispara.

3. Energías renovables: combustibles fósiles, como la biomasa o la energía solar.

4. Aire acondicionado: no menos de 24º C en verano.

B. Electrodomésticos

1. Electrodomésticos energéticamente eficientes: de clase A o superior.

2. Desenchufar aparatos: el standby puede disparar el gasto de electricidad, así como no desconectar los aparatos que no se usan como ordenadores o cargadores de móvil, por ejemplo.

3. La temperatura de la nevera ha de estar entre los 3º C y 7º C y la del congelador en torno a -20º C. Si te vas de casa durante algún tiempo, desconéctala, ahorraras energía y alargarás su vida útil.

4. No habrás la puerta del horno durante la cocción y aprovecha el calor residual de la cocina.

C. Agua

1. Caldera eficiente y siempre darle un buen mantenimiento.

2. Usar la lavadora y el lavavajillas solo cuando estén llenos, ya que el 80 % de la energía se gasta solo en calentar el agua, así que mejor lava en frío.

3. perlizadores para los grifos y cisternas de doble descarga, lo que permite ahorrar hasta un 50 % de agua.

4. Vigilar y reparar las goteras.

5. Duchas rápidas y usar el agua sobrante para regar.

D. Luz.

1. Tecnología led: permite ahorrar hasta un 90 % en la factura de la luz.

2. Sensores de presencia.

3. Apagar las luces, incluso cuando solo sales de la estancia durante un par de minutos, porque no es verdad que apagando y encendiendo se consuma más energía.

4. Aprovechar la luz natural

Si sigues estos consejos, verás que con un sencillo gesto estarás ahorrando energía, lo cual se reflejará en tus facturas, y al mismo tiempo, estás cuidando del planeta. Por ti, por los tuyos, por el medioambiente y todos los seres que habitan la Tierra, consume menos.