Reformas

Reformas

El tema de las reformas y la rehabilitación de edificios es un tema peliagudo para particulares y empresas por diversos motivos. El principal de ellos es porque hablamos de un servicio cuyo coste es tan elevado como lo es el trabajo a realizar por lo que si el resultado no es el que esperábamos volver a hacer el trabajo supone un gasto importante al tiempo que un trabajo descomunal. Es por eso por lo que, a la hora de contratar una empresa de reformas, nos vemos tan obligados a mirar y pedir presupuestos a mil diferentes y a buscar referencias por todas partes.

Hoy en Iqua, queremos presentaros a Grupo Navitec, una compañía integrada por arquitectos e ingenieros de edificación con más de 20 años de experiencia en el sector de la construcción. Están especializados en la reforma y rehabilitación de viviendas y tienen la ventaja de que, al aunar tantos profesionales en una misma empresa, pueden realizar todos los trámites de la reforma, desde la elaboración del proyecto, planos, licencias de obras, tramitación de subvenciones y muchos más hasta trabajos de fontanería o electricidad.

Grupo Navitec está formado por Navitec Rehabilitación, Navitec Obras y Proyectos y Navitec Eficiencia Energética y todas las divisiones pueden trabajar individualmente o en conjunto dependiendo de las necesidades de cada obra y cliente.

Normalmente, cuando un particular se decida a reformar un espacio en su vivienda, suele guiarse más por los presupuestos que por las opiniones de las personas que le rodean y la explicación es bien sencilla: buscamos el precio y a veces por eso metemos la pata hasta el fondo.

Barato y profesional o barato y mala calidad

Un presupuesto económico puede significar un buen profesional que se lleva un margen de beneficio aceptable o un profesional mediocre que decide rebajar los costes de la reforma utilizando materiales de muy baja calidad y nosotros, o la mayoría de nosotros, como meros usuarios, no tenemos ni idea al respecto y somos incapaces de distinguir entre un hormigón de primera calidad y un hormigón que no vale ni como pisapapeles. Por eso es tan importante buscar referencias y ver trabajos que la empresa haya realizado con anterioridad, para saber a qué nos atenemos.

Por ejemplo ¿cuánto vale una reforma de baño? Una reforma integral del baño puede requerir una gran inversión económica pero casi nadie sabe exactamente cuál es el precio que marca la media de las reformas por lo que tanto si nos piden 2000 euros como si nos piden 500 podemos llegar a pensar que es lo normal o que está bien así que debemos llevar más cuidado de lo que pensamos.

A veces se puede ahorrar dinero en materiales sin necesidad de perder calidad pero hay que saber hacerlo y tener buenos contactos. Hay empresas, que tras una gran obra, ponen a la venta el excedente de materiales, es decir, lo que no han llegado a utilizar y les ha sobrado, por lo que podemos adquirirlos a un precio mucho más económico que el acostumbrado pero esto son casos especiales ya que, normalmente, un material demasiado barato significa baja calidad, aquí y en cualquier parte del mundo.