La seguridad en el trabajo, un elemento vital en cualquier tipo de empresa

La seguridad en el trabajo, un elemento vital en cualquier tipo de empresa

El refrán que asegura que es mejor prevenir que curar es bien conocido por la población española, por muy mayor o muy joven que sean sus componentes. Tenerlo presente siempre en nuestros pensamientos es fundamental para muchos de los momentos que van a marcar nuestra vida, tanto a corto plazo como a largo. A buen seguro, evitará la aparición de una gran cantidad de problemas, alguno de ellos de una urgencia o gravedad digna de mención.

Pero, si bien es importante mantener presente dicho refrán en el transcurso de la vida, lo cierto es que el que la línea de actuación en una empresa siga una directriz así es fundamental. Y, de hecho, puede jugar un papel decisivo a la hora de evitar una desgracia. Ya son demasiadas las personas que han muerto en España como consecuencia de no tener las medidas adecuadas en el trabajo y este es el momento ideal para terminar con una lacra de semejantes dimensiones.

Por fortuna, desde las Administraciones Públicas se ha venido exigiendo que, de parte de todas las empresas, se garanticen las condiciones adecuadas para prevenir cualquier tipo de riesgo laboral que sufran los trabajadores. Pero cabe recordar que, durante el Franquismo e incluso durante los primeros años de la democracia, eran muchos los españoles que todavía no contaban con los conocimientos, la formación y los instrumentos adecuados para prevenir cualquier tipo de peligro.

Es importante recalcar que riesgos laborales hay en cualquier tipo de trabajo. Muchas personas suelen asociar esto a trabajos en altura como el de albañilería. Pero incluso en una oficina se corre el riesgo de sufrir cualquier contratiempo como consecuencia del más mínimo riesgo que no se haya tomado en consideración.

Las empresas han venido necesitando los mejores servicios para conseguir que la prevención laboral dentro de su institución esté fuera de toda duda. No garantizar que la plantilla se encuentra perfectamente protegida ante cualquier peligro ofrece una imagen deplorable y es motivo de duras sanciones por parte de las instituciones públicas. Una entidad como Sermecon es una opción destacable a la hora de conseguir una prevención de riesgos laborales efectiva y de calidad.

Estos son los aspectos en los que Sermecon puede contribuir a la consecución de dicha prevención laboral:

  • Higiene industrial: un aspecto fundamental a la hora de hacer eficiente el proceso de producción además de garantizar el mantenimiento de la salud del staff. Sermecon aporta un Plan de Mediciones Higiénicas para cualquier tipo de empresa.
  • Seguridad en el trabajo: los profesionales de Sermecon también ayudan a definir ese Plan de Riesgos Laborales que necesita tu entidad.
  • Vigilancia y control de la salud: indispensable para tener conciencia de los niveles de salud de los empleados y ser capaces de prevenir cualquier enfermedad o dolencia.
  • Ergonomía y Psicosociología: dos ciencias que apenas se tienen en consideración cuando se habla de prevenir riesgos en el trabajo, pero que son igualmente esenciales para asegurar la seguridad de todos y todas.
  • Plan de autoprotección y de emergencia: en cualquier tipo de trabajo cabe la posibilidad de que seamos víctimas de, por ejemplo, un incendio. Tener un plan de emergencia para casos de tal magnitud puede ser la diferencia entre un susto e incluso la mismísima muerte.

La Ley de Prevención de Riesgos Laborales, una bendición

Ya se ha comentado con anterioridad que, otrora, no existía una Ley que defendiera un derecho del trabajador tan fundamental como es el de protegerse ante cualquier peligro que pueda aparecer durante el transcurso de su jornada laboral. La aparición de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales fue una auténtica bendición, por un lado, para que los trabajadores comenzaran a respirar tranquilos y, por el otro, para que entidades como Sermecon pudieran dar cobertura a nivel comarcal y nacional.

En una sociedad en la que conseguir un trabajo ya es poco menos que una lotería, hacer que ese trabajo sea seguro es una obligación. Gracias al trabajo de las Administraciones Públicas y de entidades como Sermecon, eso es más posible que nunca.